Esta web utiliza cookies, puedes ver nuestra política de cookies, aquí Si continuas navegando estás aceptándola
Política de cookies +

estás en: Adopción Espiritual :: Textos clave

Nick: Pass:

 

versión imprimible o para lectores de baja capacidad visual

en esta categoría y grupo:
25 años bastan
Cancelado el aborto de un bebé de once semanas en Madrid, tras una «Cadena de Oración»
II Congreso Internacional: Pronunciamiento de los jóvenes que se adhieren a la Declaracion de Lima
Propuesta de inclusión de la invocación «Mater Vitae, Ora Pro Nobis» en las letanías del Rosario
II Congreso Internacional Provida: DECLARACION DE LIMA
¿Conoce alguna iniciativa?
La penitencia como arma para defender la vida.
Rezan por las intenciones de Adopción Espiritual
Los provida enfrentan el aborto con rezo del rosario en Miami
Misas de Reparación, por las Víctimas del Aborto
MARÍA: A TI CONFIAMOS LA CAUSA DE LA VIDA
Recuerdan a niños abortados en Colombia con Eucaristía
GRAN VICTORIA PROVIDA ES FRUTO DE LA ORACIÓN
ÚLTIMO CASO ATENDIDO POR RED MADRE EN CÁDIZ
En Argentina: oración por los no nacidos
Misas de Reparación en Ntra Sra de las Gracias
Misas de Reparación por las Víctimas del Aborto:saber más
EL JARDÍN DE LOS AUSENTES
CUARENTA DÍAS POR LA VIDA
Evangelicemos Juntos por la Vida
El obispo de Fargo pide a sus sacerdotes que recen una hora frente a los abortorios-
UNA OBRA EN DEFENSA DE LA VIDA
Plataforma por la Vida y la Mujer
Este no es un funeral como los demás
Del abortorio a la pila bautismal
Asesinados en la Oscuridad, Recordados en la Luz
Adopta físicamente un niño que va a ser abortado
Derecho a cristiana sepultura de los niños por nacer
PROYECTO ADOPCIÓN COMO ALTERNATIVA AL EXECRABLE (1) CRIMEN DEL ABORTO
El Colegio Las Acacias de Vigo, comprometido con la vida
Jesús Poveda convoca una Escuela de Rescate
La Fundación Madrina pide que se conciba la maternidad como una riqueza
Cada vida importa: manifestación 17-O
Conrado Giménez fundador de Madrina dejó todo por ayudar a las jóvenes embarazadas
Bebé Aído reproducción exacta de un feto de 10 semanas de gestación
No lo mates... ¡Dámelo a mí!
Iniciativa escolar

 

Otras categorías:
25 de marzo
Adopcion espiritual en el mundo
Adopción espiritual: antecedentes
Anticonceptivos
Asociaciones pro vida
Bioética
Con humor y con amor
Cultura de la vida
Documentos
Educación
Familia
La acción provida
La oración provida
La voz del Papa
Libros
Motivos para adoptar
Nosotros
Oración
Otros
persecuciones
Poemas
Preguntas y respuestas
Recursos Provida
Relativismo
SPA
Testimonios
Vigilias
¿Por qué luchar contra el aborto?

 

Añadir un comentario

 

Buscar

ingresa una palabra o frase

Buscar en:

marcar/quitar las categorías

Adopción Espiritual:

Textos clave

Oraciones

¡Urgente!

Presentación

Testimonios de adopción espiritual

Está sucediendo:

Noticias

Calendario

Extras:

 

dentro de los textos

en títulos

en resúmenes

Propuesta de inclusión de la invocación «Mater Vitae, Ora Pro Nobis» en las letanías del Rosario

autor: Admin

categoría: Iniciativas

Abierto a todos los lectores

 

La Asociación Evangelium Vitae ha nacido como respuesta a la llamada que Su Santidad el Papa Juan Pablo II hace en la encíclica Evangelium Vitae, firmada el 25 de marzo de 1995 en la Solemnidad de la Anunciación del Señor. De esta encíclica toma su nombre nuestra Asociación.

"Es urgente una gran oración por la vida que abarque el mundo entero" (Evangelium Vitae, nº 100)

La Asociación Evangelium Vitae surgió en 1998 en España. Ante la presentación de varios proyectos de ley en el Congreso de los Diputados, que hubieran convertido el aborto en la legislación española, de delito despenalizado, en derecho de la mujer, un grupo de fieles de la Archidiócesis de Madrid, provenientes de la Adoración Nocturna Española, de los Hogares de Santa María y del Opus Dei, nos unimos para orar y trabajar en defensa de la vida y la familia. Así nació la Asociación Evangelium Vitae, con dos pilares fundamentales: Adoración al Santísimo, y rezo del Santo Rosario a Nuestra Señora, madre de Jesús, Camino, Verdad y Vida.

"Comenzamos un camino de oración por la Vida y la Familia, de expiación por los pecados que atentan contra ella en los momentos de máxima indefensión (aborto y eutanasia) y también un camino de acción dirigido fundamentalmente a los católicos, religiosos y seglares, para hacerlos conscientes de su deber, como ciudadanos de pleno derecho, de intervenir en la sociedad, para la defensa del primero de los derechos humanos, base de los restantes, el derecho a la vida.

24 de marzo de 1998. En el tercer aniversario de la promulgación de la Encíclica Evangelium Vitae iniciamos la primera Vigilia de oración en el Templo Eucarístico de San Martín.

Mayo 1998. Campaña de cartas a todos los conventos contemplativos de España, pidiéndoles el apoyo de sus oraciones y de sus sacrificios para conseguir la victoria de la vida.

Envío de una carta circular a todos los Sres. Obispos de España, adjuntándoles los proyectos de ley abortistas, pidiéndoles que en sus respectivas diócesis emprendieran una campaña de oración y de acción para que fuesen derrotados en su presentación al Congreso. Adjuntamos un modelo de carta dirigida a los diputados del Congreso para que los políticos fuesen conscientes de la responsabilidad de su voto a favor de la vida. Enviamos 200 ejemplares personalizados a los diputados del Congreso con esta misma intención.

4 de julio de 1998. Primera Vigilia solemne en la Catedral Santa María la Real de la Almudena, presidida por el Sr. Cardenal Arzobispo de Madrid, D. Antonio Mª Rouco Varela en el 13º aniversario de la despenalización del aborto en España.

5 de julio de 1998. Carta circular a todos los conventos contemplativos de España con la crónica de la Vigilia y modelo de carta dirigida a los diputados. Esta carta a los políticos se difundió a través de todos los movimientos provida y de laicos católicos por toda España.

15 de septiembre de 1998. Monseñor Elías Yanes, Presidente de la Conferencia Episcopal Española, acompañado de 50 Obispos españoles en el Congreso Mariano de Zaragoza, hace un comunicado solemne sobre la gravedad de las leyes que van a presentarse al Congreso para la legalización del aborto. Esta declaración tiene una gran repercusión en la prensa y en la conciencia de los españoles.

Se realizan manifestaciones en la calle y se celebran múltiples vigilias de oración en toda España.

22 de septiembre de 1998. Los proyectos de ley abortistas son derrotados en el Congreso de los diputados por un solo voto.

Sólo Dios sabe en qué medida nuestra pequeña colaboración influyó en este resultado" (Tomado de la solicitud de aprobación de la Asociación Privada de Fieles Evangelium Vitae, Madrid, marzo 2000).

La Asociación Evangelium Vitae fue aprobada como Asociación Privada de Fieles en la Archidiócesis de Madrid por el Cardenal Arzobispo D. Antonio María Rouco Varela, el 13 de marzo del año 2000. La Asociación Evangelium Vitae se ha implantado ya en la Diócesis de Valladolid, donde ha sido aprobada el 18 de diciembre de 2004.

La Asociación Evangelium Vitae, recién nacida, pequeña, quiere vivir siempre en el regazo de la Santa Madre Iglesia, alimentada de su Magisterio y rodeada por los brazos amorosos de Dios Padre Todopoderoso.

Tiene como carisma proclamar el Evangelio de la Vida a toda la sociedad, abriendo un camino de oración y reparación de los pecados cometidos contra el plan de Dios sobre el hombre y la familia: aborto, eutanasia, terrorismo, divorcio y toda clase de injusticia. De la oración surgen las acciones para defender como ciudadanos los derechos de la vida y la familia en el ámbito público.

Defender la vida de toda persona, como nos enseña S. Ireneo de Lyon, es defender la gloria de Dios presente en cada hombre que vive. Pero esta vida, para que tenga sentido pleno, es necesario llevarla a la contemplación de Dios (cfr. Evangelium Vitae nº 38).

Para conseguir estas finalidades se organizan las siguientes actividades:

  • Vigilias de oración y expiación los días 24 de cada mes en el Templo Eucarístico Diocesano de San Martín (c/Desengaño 26, Madrid)
  • Promoción y colaboración en la Vigilia Solemne por la Vida que se celebra en la Catedral de Santa María la Real de la Almudena de Madrid anualmente. A esta Vigilia se invita a todas las parroquias, Grupos y Movimientos de la Diócesis de Madrid, a las madres residentes en casas de acogida atendidas por religiosas y a toda persona de buena voluntad. En la actualidad, somos colaboradores de la Delegación de Pastoral Familiar del Arzobispado de Madrid, que ha tomado estas Vigilias Solemnes como acción propia.
  • Rezo del Santo Rosario ante clínicas abortistas.
  • Atención y evangelización a la mujer, que como depositaria de la vida sufre los más crueles ataques de la actual Cultura de la Muerte. Hemos organizado un Jubileo por la Paz, la Vida y la Familia en el Año Santo Compostelano, Romería a la Ermita de la Vida (Bargas, Toledo) y otras celebraciones dedicadas a madres con sus niños de casas de acogida.
  • Elaboración de cartas a políticos y artículos en medios de comunicación, defendiendo la vida y la familia fundada en el matrimonio. Una de nuestras actuaciones fue ante la Administración de la Autonomía de Galicia contra la financiación de la píldora abortiva postcoital, escribiendo a todos los diputados del Parlamento gallego, informándoles sobre los efectos de esta sustancia. El proyecto de financiación de esta sustancia fue retirado.
  • Colaboración en Cursillos Prematrimoniales.
  • Difusión de la oración a la Virgen con la que concluye la encíclica Evangelium Vitae (nº 105) mediante las siguientes publicaciones:
  • Folleto del Rosario meditado por la Paz, la Vida y la Familia.
  • Folleto del SEOUR, Servicio de Oración Urgente por la Paz, la Vida y la Familia, dirigido a enfermos y ancianos, para que ofrezcan sus dolores y limitaciones por esta causa.
  • Estampa con la Oración de la madre embarazada.

Las Vigilias de Oración y Expiación por la Paz, la Vida y la Familia, tienen como centro la celebración de la Eucaristía, en la cual la homilía y la plegaria de los fieles se refieren a estas intenciones. Asimismo, se dedica un tiempo a la adoración a Jesús Sacramentado y al rezo del Santo Rosario. S.S. Juan Pablo II nos enseña en la Carta Apostólica Rosarium Virgine Mariae que sólo a través de la intercesión materna de María, la "Omnipotente por Gracia", podrá ser vencida la cultura de la muerte que oprime nuestro mundo.

Con anterioridad, en el número 100 de la encíclica Evangelium Vitae, el Papa escribe:

"En este gran esfuerzo por una nueva cultura de la vida estamos sostenidos y animados por la confianza de quien sabe que el Evangelio de la vida, como el Reino de Dios, crece y produce frutos abundantes (cfr. Mc. 4, 26-29). Es ciertamente enorme la desproporción que existe entre los medios, numerosos y potentes, con que cuentan quienes trabajan al servicio de la 'cultura de la muerte' y los que disponen los promotores de una 'cultura de la vida y del amor'. Pero nosotros sabemos que podemos confiar en la ayuda de Dios, para quien nada es imposible (cfr. Mt. 19, 2).

Con esta profunda certeza, y movido por la firme solicitud por cada hombre y mujer, repito hoy a todos cuanto he dicho a las familias comprometidas en sus difíciles tareas en medio de las insidias que las amenazan: es urgente una gran oración por la vida, que abarque al mundo entero. Que desde cada comunidad cristiana, desde cada grupo o asociación, desde cada familia y desde el corazón de cada creyente, con iniciativas extraordinarias y con la oración habitual, se eleve una súplica apasionada a Dios, Creador y amante de la vida. Jesús mismo nos ha mostrado con su ejemplo que la oración y el ayuno son las armas principales y más eficaces contras las fuerzas del mal (cf. Mt. 4, 1-11) y ha enseñado a sus discípulos que algunos demonios sólo se expulsan de este modo (cfr. Mc 9, 29). Por tanto, tengamos la humildad y la valentía de orar y ayunar para conseguir que la fuerza que viene de lo alto haga caer los muros del engaño y de la mentira, que esconden a los ojos de tantos hermanos y hermanas nuestros la naturaleza perversa de comportamientos y de leyes hostiles a la vida, y abra sus corazones a propósitos e intenciones inspirados en la civilización de la vida y del amor".

Encontramos esta misma enseñanza en la encíclica "Divini Redentoris: Sobre el comunismo ateo", promulgada por Pío XI el 19 de marzo de 1937, que en su número 59 dice así:

"Pero si el Señor no guardare la ciudad, en vano vigila el centinela. Por esto, como último y poderosísimo remedio, os recomendamos, venerables hermanos, que en vuestras diócesis promováis e intensifiquéis del modo más eficaz el espíritu de oración, unido a la penitencia cristiana. Cuando los apóstoles preguntaron al Salvador por qué no habían podido librar del espíritu maligno a un endemoniado, les respondió el Señor: Tales demonios no se lanzan más que con la oración y el ayuno. Tampoco podrá ser vencido el mal que hoy atormenta a la humanidad sino con una santa y universal cruzada de oración y de penitencia; y recomendamos singularmente a las órdenes contemplativas, masculinas y femeninas, que redoblen sus súplicas y sacrificios, para impetrar del cielo una poderosa ayuda a la Iglesia en las luchas presentes, con la poderosa intercesión de la Virgen Inmaculada, la cual, así como un día aplastó la cabeza de la antigua serpiente, así también es hoy segura defensa e invencible Auxilio de los Cristianos".

Es obvio que S.S. Juan Pablo II había hecho suya esta enseñanza. Él había comprobado su efectividad frente al comunismo ateo, y la reproduce en el número 100 de la encíclica Evangelium Vitae.

Al comienzo de nuestra andadura, invocábamos a la Virgen con el título "Auxilio de los cristianos". Luego, con el título de "Reina de la Vida". Pero, a partir del año 2001, empezamos a invocarla con el título de "Madre de la Vida, ruega por nosotros".

Fue en la Vigilia del año 2002 en la Catedral cuando resonó por primera vez esta invocación públicamente. Intuíamos que Santa María, al ser invocada con este título, se convierte en la gran señal descrita en el Apocalipsis que es capaz de vencer al "gran Dragón rojo" (Ap. 12, 1) que habita en la Cultura de la Muerte.

Por todo lo anteriormente expuesto, la Asociación Evangelium Vitae ha solicitado de diversas formas que la invocación

MATER VITAE, ORA PRO NOBIS

MADRE DE LA VIDA, RUEGA POR NOSOTROS

sea incluida en las letanías del Rosario, para que esta súplica pueda abarcar al mundo entero.

Encontramos en la publicación "Juan Pablo II. El Rosario" (selección de textos del Cardenal Roger Echegaray. Ed. Espasa Calpe, 1997. Colección Espasa Espíritu) el siguiente texto:

"El título 'Madre de la vida', ya empleado por Gregoire de Nisse (San Gregorio de Nisa, Padre de la Iglesia), fue explicado en estos términos por Guerric d'Igny, muerto en 1157: 'Ella es la Madre de la vida, de la que viven todos los hombre. Al engendrar esa vida, de algún modo, regeneró a todos los que tenían que vivirla. Sólo uno fue engendrado, pero todos nosotros fuimos regenerados.' (Sobre la Asunción, I, 2: PL 185, 188.)

En la visión de María glorificada por todas las criaturas, celebramos el misterio de una humanidad reorganizada en Cristo y perfectamente unida a Él. En ella no existen divisiones, ni otra rivalidad que la de superarse unos a otros en el amor. Porque Dios es amor." (Juan Pablo II, comentario al Quinto Misterio Glorioso, la Coronación de María Santísima, pág. 248 de la obra citada)

También en la conclusión de la Encíclica Evangelium Vitae (nº 102 y 103) Juan Pablo II cita este texto:

"Por esto María 'como la Iglesia de la que es figura, es madre de todos los que renacen a la vida. Es, en efecto, madre de aquella Vida por la que todos viven, pues al dar a luz esta Vida, regeneró en cierto modo a todos los que debían vivir por ella' (Beato Guerrico d'Igny, In Assumptione B. Marie).

Al contemplar la maternidad de María, la Iglesia descubre el sentido de su propia maternidad y el modo con que está llamada a manifestarla. Al mismo tiempo, la experiencia maternal de la Iglesia muestra la perspectiva más profunda para comprender la experiencia de María, como modelo incomparable de acogida y cuidado de la vida [...]

La maternidad espiritual de la Iglesia sólo se realiza -también de esto la Iglesia es consciente- en medio de 'los dolores y del tormento de dar a luz' (Ap 12, 2), es decir, en la perenne tensión con las fuerzas del mal, que continúan atravesando el mundo y marcando el corazón de los hombres, haciendo resistencia a Cristo".

Con fecha 17 de enero de 2005, al cumplirse el décimo aniversario de la publicación de la encíclica Evangelium Vitae, nuestra Asociación solicitó al Emmo. y Rvdmo. Sr. Cardenal Arzobispo de Madrid D. Antonio María Rouco Varela, que presentase esta petición ante la Congregación del Culto Divino y de la Disciplina de los Sacramentos.

Nuestra petición fue denegada con fecha 27 de abril de 2005 aduciendo que la intención estaba implícita en otras invocaciones del Rosario. También nos indicaban en esta carta que las nuevas invocaciones incluidas en las Letanías Lauretanas ("Mater Ecclesiae", 1980; "Regina Familiae", 1995) lo habían sido por un motu proprio del Santo Padre o a petición de un gran número de Conferencias de Obispos de todo el mundo.

Durante estos dos años pasados, la Asociación Evangelium Vitae participó en el Sínodo Diocesano de Madrid, dentro del grupo de la Delegación de Pastoral de Familia y Vida. Nuestro carisma nos llevó a subrayar el Magisterio de la Iglesia en todos los temas que se refieren a la familia y a la vida desde el primer momento de su concepción hasta su fin natural.

Por esta experiencia, hemos comprendido una vez más la necesidad de sensibilizar y formar a los propios católicos en estos temas de bioética, procurando unos criterios firmes que se ajusten a los principios del Magisterio de la Iglesia, evitando la confusión nefasta que produce el disenso.

En España, actualmente, han surgido ya grupos que se ocupan de la acción política y mediática de la defensa de la vida y la familia. Pero, siendo muy necesaria la acción pública, es imprescindible la conversión de los corazones. Más del 80% de los españoles está bautizado en la Iglesia católica. Si todos ellos aceptasen y cumpliesen el Magisterio de la Iglesia en temas de fe y moral, las leyes civiles, aunque fuesen injustas, no influirían en sus conductas. Esta conversión es lo que el Sínodo de Madrid busca con la Nueva Evangelización. Y así fue como los primeros cristianos transformaron el mundo pagano en el que les tocó vivir, con el testimonio y muchas veces hasta con el precio de su propia vida.

En la audiencia concedida a los participantes en el Sínodo de Madrid, el día 4 de julio de 2005, tuve el gran regalo de poder besar la mano de S.S. el Papa Benedicto XVI. En aquel momento humildemente le supliqué que la invocación "Mater Vitae, Ora Pro Nobis" fuese incluida en el Rosario. Coincidía en estas fechas el 20 aniversario de la despenalización del aborto en España, que ha causado la muerte a más de novecientos mil niños no nacidos entre nosotros. S.S. Benedicto XVI me escuchó sonriendo. Recordaré toda mi vida su figura blanca, resplandeciente, que es la de un hombre traspasado por el esplendor de la Verdad.

Desde la Asociación Evangelium Vitae hemos redactado una pequeña memoria para reiterar de nuevo nuestra petición a la Santa Sede.

Ruego al II Congreso Internacional Provida que, si lo considera oportuno, apoye y se una a este deseo, y lo eleve hasta la Conferencia Episcopal Peruana. Esta petición la realizo también a todos los representantes de los diversos países, presentes en el Congreso.

Supliquemos a Santa María que nos conceda la gracia de construir "junto con todos los hombres de buena voluntad, la civilización de la verdad y del amor, para alabanza y gloria de Dios creador y amante de la vida" (Evangelium Vitae, núm. 105).

Madrid, 6 de noviembre de 2005

Margarita Fraga Iribarne

Presidenta Asociación Evangelium Vitae

 

 

 

enviar por mail (¡también a tu propia casilla!)

 

Añadir un comentario

 

título:

 

autor:

(54.162.128.--- )  

 

 

Adopción Espiritual

programación y diseño: Estudio Quijote